Detalles del post: Estimado Sr. Rogers

29.04.09


Estimado Sr. Rogers
Permalink por Saravia @ 21:29:31 en Valladolid -> Bitácora: Plaza

¿Por qué nos desestima tanto?

Delante, Richard Rogers; y detrás Javier León de la Riva (foto de Miguel Ángel Santos, publicada en El Norte de Castilla el 24 de marzo de 2008).

Acabamos de leer el Informe de Alegaciones del llamado Plan Rogers (“Propuesta de contestación de alegaciones sobre la Modificación del PGOU con ordenación detallada y del PECH de Valladolid en la red ferroviaria central”: hay que ver cómo afinamos), y ya no nos cabe duda. La palabra “estima”, referida a las 271 alegaciones presentadas en 32 escritos, aparece 48 veces, mientras que “desestima” lo hace nada menos que en 223 ocasiones. Qué desapego, Richard Rogers; qué distancia. Hay que ver lo que nos desestima, con lo que le queremos.

[Mas:]

Más aún. Si no consideramos dos escritos que al parecer le han gustado (curiosamente los de la Confederación Vallisoletana de Empresarios y de la Cámara de Comercio e Industria), y que se llevan 25 “estimaciones” (sobre 48), nos queda una miserable proporción del 10,6% de alegaciones estimadas. Qué duro es usted, señor Rogers. Porque en ese 10,6% están incluidas también las que sólo se consideran “parcialmente estimadas” (la tercera parte, aproximadamente). Muchas de esas respuestas negativas eran previsibles. Algunas, porque suponían prácticamente una enmienda a la totalidad del proyecto. Así, las que reclamaban la “revisión” del planeamiento general de la ciudad, frente a la “modificación” aprobada. Otras también era fácil que fuesen rechazadas, por proceder de quien procedían: ya se sabe que Ecologistas en Acción, la Federación de Asociaciones de Vecinos Antonio Machado, la Asociación Cultural Ciudad Sostenible y el Grupo Municipal Izquierda Unida – Los Verdes son, más o menos, para el Ayuntamiento de Valladolid, el eje del mal. Pero ¿qué trabajo costaba ser menos despectivo con las aportaciones de algunos ciudadanos, fácilmente asumibles en la propuesta?

Veamos un caso: la alegación 21, que firma un arquitecto de la ciudad. Estudió la propuesta y planteó quince correcciones que consideraba mejoras: sobre el corredor verde; la propuesta de equipamientos sobre él que debían ser “entendidos como hitos”; la denominación y consideración de las plazas Norte y Sur; el aislamiento del nuevo barrio de Argales; el espacio formado bajo el viaducto; la prolongación de Recoletos; la reserva de espacio libre en la actual estación de autobuses; el tratamiento de la espina verde como un gran bulevar; la modificación del tratamiento de la esquina Segovia/Farnesio; y alguna más. Se le contesta en el Informe de forma desabrida. Por ejemplo, así: “El túnel diseñado responde a las necesidades futuras de Valladolid y su nueva área de centralidad alrededor de la nueva estación intermodal. Por lo tanto, se propone desestimar esta subalegación”. Sin más. En otros casos, se incluye en la respuesta un fragmento de la memoria del plan donde no se argumenta nada frente a las consideraciones del alegante, sino que sirve para despacharle haciendo un poco de bulto en la contestación. Y en otros más, con un desplante: “Para referirse a estos espacios públicos abiertos puede ser usada la palabra plaza, cuya definición en el diccionario de la Real academia de la lengua incluye las siguientes acepciones: 1ª. Lugar ancho y espacioso dentro de un poblado, al que suelen afluir varias calles. 2ª. Aquel donde se venden los mantenimientos y se tiene el trato común de los vecinos, y donde se celebran las ferias, los mercados y fiestas públicas. 3ª. Espacio, sitio o lugar. Por tanto, se desestima lo alegado”.

Ni siquiera se le dice a qué acepción se refieren los redactores: ¿la 1ª, la 2ª, la 3ª? ¿Tanto trabajo les costaba dejar de llamar plaza a lo que evidentemente no lo es, y dar la razón al alegante? Sólo era una palabra, pero ni siquiera eso nos concede el Sr. Rogers. Pero es que las palabras son importantes. Ahí están, por ejemplo, las dos acepciones de desestimar: denegar una petición, por un lado; y desdeñar, no valorar bastante a alguien, por otro. ¿Con cual nos quedamos?

sigue este post xml

Comentarios, Pingbacks:

Comentario de: Juan Peña [Member] · http://elpisuerga.blogspot.com
Muy bueno... La verdad es que es desolador, entre líneas se puede ver el suplicio que parece suponer tener que leer, por imperativo legal, algunas críticas y sugerencias y darles respuesta.

Desde luego, a cada paso que da este proyecto se aleja más de las bonitas palabras del equipo de Rogers y se va ajustando más a la lógica impuesta por el mercado: ¡incluso cuando el mercado se encarga de hacer inviable la operación tal y como se diseñó en la época de esplendor del ladrillo! No sé, debe de ser que de eso va la cosa y por eso los empresarios y la Cámara de Comercio saben por donde alegar.

Un saludo y enhorabuena por el blog que he conocido hace poco.
URL 04.05.09 @ 11:29
debes estar registrado para comentar


idioms

  • en <. . . english/français
  • es <--- español
  • fr <. . . english/français

Categories

  • Urblog
  • Náufragos
  • Territorios
  • Mundos
  • Plaza

  • Urblog

    bitácora principal de urblog sobre urbanismo y derechos humanos...


    participar


    Buscar



    sindicar

    _______________________

    código original facilitado por
    B2/Evolution



    !


    || . . the burgeoning city . . || . . la ciudad en ciernes . . || . . la ville en herbe . . ||