Detalles del post: Menos centro, más barrio

09.10.09


Menos centro, más barrio
Permalink por Ernesto @ 16:01:16 en bValladolid -> Bitácora: Mundos

Sobre el cuidado de los espacios públicos en Valladolid

La plaza de Fabio Nelli, renovada y cuidada (octubre 2009. Foto: J. Gigosos y P. Rodríguez)

Demos un paseo por el centro de la ciudad, por el Valladolid más turístico. Veremos cómo se renueva constantemente, se limpia a diario y a conciencia. Allí se sustituye el mobiliario urbano, tanto el defectuoso como el obsoleto, y se cuidan las zonas verdes. Existe un mantenimiento, se observa el cuidado con que se intenta conseguir un ambiente agradable. Con pequeñas operaciones de “lavado de cara”, como la del puente de Isabel la Católica (ver foto 01), se introducen cambios que pretenden sacar a la ciudad de la rutina. Y si no fuera suficiente, se renueva una plaza entera o una calle: Recoletos, Zorrilla, San Miguel (ver foto 02) o Fabio Nelli (foto del encabezamiento). Pero, ¿qué ocurre con el resto de la ciudad?

[Mas:]

¿Qué sucede con lo que queda fuera del Valladolid para visitar? ¿Qué pasa con esos barrios residenciales donde, en definitiva, se aloja la gran mayoría de la población de la ciudad? Parece deseable la existencia de un ambiente estimulante en el entorno más inmediato de la vivienda o el trabajo, en el día a día. Que no se sienta abandonado. Los barrios nuevos gozan al menos de la ventaja de la novedad, el buen estado de los elementos urbanos. Y hay otras zonas de mayor edad, como la Huerta del Rey, que van adquiriendo dotaciones y reciben los cuidados y el mantenimiento necesario, con algunas intervenciones de diseño urbano que aportan un valor añadido (ver fotos 03 y 04).

Desgraciadamente, en algunas zonas residenciales de la ciudad no se cumplen esos requisitos. De entre toda ellas, porque abundan, hemos tomado como ejemplo el fragmento del barrio de la Rondilla delimitado entre las calles Gondomar, Portillo de Balboa, Tirso de Molina y las Moradas. Un espacio que puede corresponder al ámbito en que se mueve, por ejemplo, una mujer mayor residente en la zona. No es objeto de este post valorar ahora la idoneidad o no de la morfología urbana de la promoción considerada, sino hacer una llamada de atención (incluso de socorro) ante el estado de abandono en el que se encuentran ésta y otras zonas semejantes.

Lo más probable es que la señora de que hablamos llegase al barrio en los años 60. Entonces era un barrio obrero que disponía de algunas (pocas) zonas verdes, la proximidad del río y sobre todo la novedad. La población, mayoritariamente joven, le daba vitalidad y expectativas. Cuarenta años después estos espacios siguen estando ahí. Pero ¿en qué condiciones?: en muchos casos se encuentran exactamente igual que entonces, aunque con cuarenta años más. Es decir, deteriorados. Podría decirse, incluso, que en bastantes ocasiones presentan unas condiciones indignas, pues ni siquiera se han realizado las operaciones de mantenimiento más básicas.

Serán muchas las actuaciones de renovación que habrá podido observar aquella mujer en el casco histórico; pero saliendo de su portal sólo ve la misma verja metálica que había cuando se mudó a vivir allí, si bien ahora rota y oxidada. Volverá a ver los mismos alcorques que únicamente albergan la base del tronco de un árbol talado ya hace años, antiguas jardineras que ahora son contenedores de tierra yerma, quizá incluso sucia y maloliente (un aire cargado de olor a orines). Y verá un mobiliario urbano obsoleto y degradado (ver fotos 05, 06, 07, 08 y 09). Además se ha multiplicado el parque automovilístico, y el barrio ha sido incapaz de absorber con algún orden ese enorme incremento. De ahí que, unas calles de por sí estrechas, se vean atestadas de coches (ver foto 10). Porque el problema no está sólo en los desaprovechados espacios libres, sino también en unas calles de aceras demasiado estrechas.

Con una operación generalizada sobre los espacios libres, renovando el mobiliario y el pavimento, añadiendo nuevos elementos (como fuentes o zonas de juegos), y recuperando e introduciendo una vegetación y arbolado adecuados, puede conseguirse dotar a la zona de nueva vitalidad. Operaciones puntuales pero con un gran poder de transformación, que podrían ser el germen de una operación de más envergadura: la transformación de la sección viaria, ampliando aceras, introduciendo arbolado y disminuyendo el impacto de los coches. Es algo que ha empezado a hacerse en algunas calles, como San Juan de la Cruz (ver foto 11). Pero que precisa un ritmo, una intensidad y una decisión muchísimo más altos. Y desde luego todo sería en balde sin el adecuado servicio de mantenimiento, hay por hoy claramente insuficiente, como hemos dicho.

sigue este post xml

Comentarios, Pingbacks:

No hay Comentarios/Pingbacks para este post...

debes estar registrado para comentar


idioms

  • en <. . . english/français
  • es <--- español
  • fr <. . . english/français

Categories


Mundos

Para las asignaturas de “Planeamiento de Nuevas Áreas” y “Gestión y ejecución del planeamiento” de la Escuela de Arquitectura de Valladolid


participar


Buscar



sindicar

_______________________

código original facilitado por
B2/Evolution



!


|| . . the burgeoning city . . || . . la ciudad en ciernes . . || . . la ville en herbe . . ||